lunes, 13 de marzo de 2017

L.A.P. 2017: Victoria sin premio

             A las 11 de la mañana del pasado domingo, Virovesca Burebapadel y Zaratán Verde, se dieron cita en la capital burebana para el último enfrentamiento de la fase regular de la L.A.P. 2017. El equipo de la ribera del Oca, se jugaba indiréctamente la cuarta plaza del grupo con La Casa de la Cerveza-Clínica Dental Pordomingo, que a su vez se enfrentaba a Danser Padel en Valladolid. Nuestro equipo ganó la última batalla pero perdió la guerra, ya que los de Burgos ganaron su choque, haciendo estéril la victoria de los nuestros.

Virovesca Bureba Padel vs Zaratán Verde.
             El equipo se conjuró para terminar la liga invictos en casa y con resultados globales notablemente mejores que los del año pasado.¡¡¡ENHORABUENA!!!

Última alineación de la primera fase, con algún debutante.
             La pareja número 4 visitante, no dió opción a los locales, Vitor Miguel Calixto y Félix Moneo (debutante en esta liga), que poco pudieron hacer salvo aplaudir el buen juego de dos chavales que demostraron ser más el presente que el futuro de su equipo. Con un resultado de 1/6 y 0/6 el partido acabó en poco más de media hora.

Calixto-Moneo, a la derecha de la imagen.
             Prácticamente al mismo tiempo, cerraron su partido como pareja uno David Contreras e Ignacio Pérez, que como siempre, empezaron "a ralentí" para acabar acelerando y ganando el partido en dos set por 6/3 y 6/2.

Contreras-Pérez, ya habituales como pareja uno.
             Nuestra pareja tres, en esta ocasión formada por Luis Ortiz y Miguel Ángel López, jugaron un partido muy serio, y acabaron desquiciando al rival hasta ganar por un claro 6/0 y 6/1.

Ortiz-López, inéditos hasta el momento.
             Los últimos en jugar, fueron las parejas número dos de cada equipo. La nuestra estaba formada por Asier Robles y Roberto Lafuente, que también dominaron el partido de principio a fin, sin permitir al rival entrar en el partido cuando lo intentó, y acabaron ganando por 6/2 y 6/0.

Robles-Lafuente, repitieron como pareja.
             Un enfrentamiento sin mucha historia, pero que como siempre, acabó con el hermanamiento de los competidores en el post-partido. Deseamos mucha suerte para la próxima temporada al Zaratán Verde y que sigan dando oportunidades de competir a los jóvenes.

             Como resumen de esta primera fase de la liga, y tras no haber conseguido el ambicioso objetivo de lograr la tercera plaza del grupo, nos quedamos con el resultado global y con la demostración de la capacidad del equipo, que ha madurado en lo que a competitividad se refiere al margen de la también notable mejora en el planteamiento y el juego durante los partidos. Esperemos que el año que viene se continúe con esta progresión y se puedan recoger los frutos del esfuerzo realizado.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada